Skip to content

ANÁLISIS. Las protestas en Sudán: factores de continuidad y horizontes

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

Democracia_Omar Bashir_Emad Hayyach

 

Al Arabi al Yadid, 11/02/2019

Arab Center for Research and Policy Studies

 

El presidente Omar Bashir, en paralelo al inicio de los preparativos para usar la fuerza, empezó a lanzar advertencias continuas recordando el destino de las revoluciones de Siria, Libia  y Yemen que acabaron en guerras civiles, lo que no impidió que estallara la movilización ni que esta continuara. No obstante, ante el callejón sin salida al que se ha llegado por la incapacidad de la revuelta o del régimen para zanjar la situación, no parece posible un cambio en el país sin un movimiento del Ejército bien para apoyar de forma activa la revuelta popular, bien para apoyar al régimen.

 

Podemos resumir así las posibles salidas a la crisis:

 

-Que el presidente sudanés ceda a la presión de la movilización y a las presiones regionales e internacionales, y que escisiones internas en el régimen debiliten su sólida postura  tras lo que se trasladaría a un lugar seguro en el que evitar la Corte Penal e Internacional; el poder pasaría a las fuerzas políticas firmantes de la carta de la Reagrupación de Profesionales durante una fase de transición centrada en reformas constitucionales, legales y políticas, y en la preparación de elecciones generales transparentes. Las posibilidades de que se produzca este escenario son escasas por la personalidad del propio Bashir y los temores de los círculos que rodean al régimen a un aislamiento político y a una venganza.

 

-Que haya un golpe de estado contra Bashir tras el cual los oficiales del ejército se hagan con el poder y reproduzcan un régimen como el actual (como sucedió en Egipto), aunque luego se tomen medidas formales para contener el descontento popular, con una apertura parcial a las fuerzas de la oposición; este escenario no plantearía problemas pero sería el preámbulo de problemas mayores.

 

-Que las fuerzas políticas y un sector amplio de la revolución se pongan de acuerdo sobre un programa democrático para que aumente el peso de la oposición a la presencia de Bashir en el poder, y que anime al Ejército a cambiar de postura con respecto al régimen y haya una transición democrática como sucedió en las revoluciones de 1964 y de 1985.

 

-Que Bashir convenza al Ejército de que reprima por la fuerza la revuelta popular.

 

-Que se mantenga la confusión actual hasta que haya nuevos cambios que provoquen un cambio en los equilibrios de fuerzas a favor del régimen o de los revolucionarios.

 

Viñeta de Emad Hayyach para Al Arabi al Yadid

 

Si necesita una traducción íntegra de esta entrevista, puede solicitarla en el siguiente correo electrónico: contacto@fundacionalfanar.org

Pueden consultar más de 170.000 artículos de prensa árabe en español en el Fondo documental Al Fanar

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp
[crp

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestros boletines

Al Fanar en la redes​